Adicción ¿Vicio o enfermedad?

Las  personas tiene conductas de consumos  muy diversos:  consumo de  café , consumo de dulces , fumar , tomar  una copa  en una reunión social , jugar un videojuego , tomar  una pastilla para  dormir etc.

Algunas de estas conductas  pueden convertirse en una adicción si no se  controla su consumo, la frecuencia y cantidad ingerida, que  llevan a  considerarlas  como una enfermedad que requiere tratamiento y diagnóstico médico.

Las adicciones afectan la psiquis y la salud del organismo en general. Una de  esas adiciones es el consumo de sustancias que tienen efectos sedantes, hipnóticos, relajantes que se denominan drogas. El consumo de drogas controladas bajo prescripción médica se considera medicinal y no una adicción.

La persona al consumir drogas de una manera descontrolada que  llevan a afectar  su estado emocional, físico y  hasta  su entorno se considera Adicción a las drogas.

 

Señales que alertan

Los cambios repentinos en la conducta y comportamiento de una persona son señales que pueden indicar que está consumiendo drogas.

Algunas de ellas pueden ser: el descuido de su aspecto y aseo personal, cambios de ánimo, bajo rendimiento en sus estudios  o en su actividad laboral, deterioro de sus  relaciones  familiares y personales entre otros.

Las situaciones y la  formación personal influyen en que una persona consuma drogas: la inseguridad, baja estima, los miedos afrontar situaciones de  responsabilidad y falta de tolerancia son algunos factores que intervienen en el inicio del consumo de  drogas.

El entorno social: las amistades o compañías peligrosas o inapropiadas, con hábitos sociales  inadecuados, la desesperación de ser  reconocido como igual llevan al consumo de  drogas  solo por  encajar en el status de  un grupo de personas o simplemente por moda.

La depresión y la ansiedad llevan a la persona a consumir droga. Entre  las drogas  y sustancias  más conocidas tenemos: la cocaína, la heroína, anfetaminas, medicamentos psicotrópicos que tienen efectos sedantes y amnésicos.

Existe la rehabilitación

Afortunadamente para tratar las enfermedades existen métodos y terapias que  ayudan a la persona en este  caso  a recuperarse y dejar  las  adicciones.

Como toda adicción, no solo afecta de manera  directa a la persona, también afecta a su entorno familiar quienes sufren y padecen los efectos de las  conductas  y el ánimo de su ser querido .

Todas las terapias cubren todos estos  aspectos pero deben ir  de la mano con el deseo de la persona de  querer  mejorar  y curarse por  su propio bienestar  y el de  su familia.